Limpiezas Edición impresa Ver sumarios Suscribete
Valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
Tu valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
NOTICIA

La limpieza de los autobuses, prioridad para la EMT

17/09/2015 - Por Leticia Duque
Las labores de limpieza ocupan casi el 30% de los recursos de mantenimiento de la flota de autobuses de la Empresa Municipal de Transportes de Madrid. Nos hemos acercado hasta las cocheras ubicadas en Carabanchel para conocer los protocolos y procedimientos de limpieza de un servicio que cuenta con 1.925 autobuses que prestan servicio los 365 días del año, las 24 horas.

La Empresa Municipal de Transportes de Madrid (EMT) es una sociedad anónima, propiedad del Ayuntamiento de la capital española, encargada de la prestación del servicio de transporte público urbano colectivo de superficie, mediante autobús, en la ciudad de Madrid, según explican en su página web. Integrada en el Consorcio Regional de Transportes de la ciudad, esta entidad es la encargada de la planificación del transporte de la ciudad y de la Comunidad Autónoma de Madrid.

La EMT madrileña cuenta con un total de 1.925 autobuses urbanos, de los cuales prestan servicio 1.635 de media en jornada laborable -nos explican fuentes consultadas de la empresa-, para explotar un total de 203 líneas. De éstas, 170 son convencionales diurnas; una línea es express para el aeropuerto, 6 son líneas universitarias, que sólo prestan servicio en periodo lectivo; y 26 son líneas nocturnas convencionales.

El servicio se presta los 365 días del año durante las 24 horas del día. Según informan en su página web, “recorren cerca de cien millones de kilómetros y transportan más de 404 millones de clientes”. Sin duda una gran responsabilidad.

Más datos: “la red de líneas de la EMT tiene una longitud de 3.562 kilómetros y un total de 10.178 paradas”. Con toda esta información se hace el usuario una idea de lo que supone este servicio, y del compromiso de la EMT de prestar un servicio público de transporte eficaz y eficiente, que además está poco a poco integrando el uso de nuevas tecnologías.

El servicio

El servicio diurno comienza entre las 5:30 y 6:30 horas de la mañana, nos explican, “el momento en el que más autobuses prestan servicio es alrededor de las 9:30 horas; a partir de ese momento se produce una bajada en el número de autobuses que circulan, coincidiendo con la hora valle del tráfico”. A continuación, “la flota regresa a los centros de operaciones para ser intervenidos en operaciones de mantenimiento ya programadas”.

La segunda salida de la mañana “se produce sobre las 12 del mediodía, retornando al servicio gran parte de los vehículos que encerraron planificadamente sobre las 9:30”.

La jornada diurna “termina a las 25 horas, momento en el que la mayor parte de autobuses en circulación regresan a los centros respectivos. El servicio nocturno da comienzo sobre las 23 horas, y finaliza coincidiendo con el inicio del diurno”. Todo, completamente organizado y planificado.

Respecto a la limpieza, existe un horario en el que el refuerzo para las operaciones de avituallamiento y limpieza es mayor, éste coincidente precisamente  “con el encierro del servicio”, que desde la EMT nos comentaban antes: “En este turno de trabajo se realizan la mayoría de estas operaciones, además de continuar con las operaciones correctivas necesarias y las programadas que hubiera”, señalan.

Accede al contenido completo de este artículo sobre la EMT en este enlace

Volver

Servicio de ALERTAS

Con nuestro servicio GRATUITO de ALERTAS, tú decides la información que te interesa